searchDesde hace muchos años el modelo del éxito de Google se mantiene inalterable: una página con 10 resultados de búsquedas ordenados por relevancia. Una página donde podés entrar de dos modos: o pagarle a Google para que publique un aviso de texto o desarrollar una estrategia de SEO que te permita posicionarte bien con determinadas palabras clave.

Sin embargo Google parece querer explorar nuevos caminos a través de un nuevo experimento que permite desarrollar búsquedas sociales. Bajo este nombre Google presenta una tecnología capaz de rastrear y encontrar información a través de tus contactos y grupos sociales. Si la metáfora clásica del motor de búsqueda era que te permitía encontrar una unidad de información dentro de un océano, ahora la búsqueda social para acercarse al modo natural sobre el cual sabemos algo: preguntarle a los amigos y grupos en los que participamos.

Esto implica algunas cuestiones son interesantes de analizar. En primer lugar, significa que el tejido social de la web alcanzó la densidad suficiente como para que Google se interese por organizar y filtrar la información que circula por este canal. Con la proliferación de redes sociales y servicios de comunicación en tiempo real muchas veces no es fácil establecer dónde hemos escuchado, visto o leído algo. Facebook, Twitter, LinkedIn, grupos, RSS, foros… cada ves hay más información que corre a través de los medios sociales con una lógica diferente a la de una página web tradicional.

Para jerarquizar la información en una búsqueda tradicional la edad del sitio es un elemento de vital, en un blog tal vez interesa la edad del mismo pero también que el contenido ofrecido sea actualizado. En Twitter, por ejemplo, lo que dijeron mis contactos el mes pasado sobre un tema que cobra nueva vida hoy tal vez sea poco relevante.

Esto nos sumerge en un segundo interrogante ¿Cómo puede Google jerarquizar la información en una búsqueda social? Tradicionalmente uno de los factores más influyentes para que Google posicione una página web es la cantidad y calidad de los enlaces que recibe una página web. Pero en el mundo social esto no funciona del mismo modo.

Si estoy buscando información sobre una película, ¿cómo puede Google determinar quién de todos mis contactos ofrece el contenido más apropiado? Esta misma pregunta se la hace Antonio Ortíz en Error500 para responder que la búsqueda social puede funcionar bien como complemento, pero no tanto como producto en sí mismo.

Las redes sociales no son abiertas y por lo tanto la información que circula a través de ellas es restringida. Google no puedo llegar hasta ahí por lo que tiene que apelar a herramientas propias como los contactos en GMail, el lector de RSS y, fundamentalmente, la página de perfil de Google. Es inevitable preguntarse, entonces, por la privacidad de nuestros datos: ¿Los correos que intercambio con un amigo se utilizan para mostrarle resultados a él en su búsqueda social?

En ReadWriteWeb publican un interesante artículo bajo el título “Why There’s Nothing to Fear in Social Search” donde justamente afirman que estos temores son infundados:

[..] La búsqueda social no es algo que debamos temer. Es realmente solo una expresión de los comportamiento que estamos usando en el mundo real, que treamos al mundo online, gracias al advenimiento de la computación social en tiempo real.

Mariano Amartino hace un planteo interesante cuando se pregunta si en realidad no estamos caminando hacia una red cada vez más restringida donde solo consumimos la información del micromundo que hemos creado. Si solo busco entre lo que dicen mis amigos, compañeros y gente en la que confío, se hace cada vez más difícil oír nuevas voces o perspectivas diferentes.

Configurando y probando Google Social Search

Hasta el momento la búsqueda social es solo un experimento. Para activarlo hay que ir a la página de Google Experimental Search y escoger Google Social Search. Luego hay que ingresar a la página de Google en inglés (google.com) y estar identificado con tu nombre de usuario en Google. Para obtener resultados también habrá que tener creada una página de perfil en Google.

Para comprender mejor como funciona se puede ver la siguiente demostración que publicaron en el Blog Oficial de Google:

Hice una breve prueba inicial pero los resultados no fueron muy amplios (¿será que mi vida social online no lo es?). Por ejemplo, al hacer una búsqueda social sobre “Google Social Search” el resultado es el siguiente:

Resultados Google Social Search

Resultados Google Social Search

En cambio, cuando busco con el mismo criterio en el propio RSS de Google la cosa va bastante mejor:

Resultados búsqueda en el RSS

Resultados búsqueda en el RSS

Conclusión

Si aceptamos que actualmente una porción significativa del tráfico relevante en Internet ocurre dentro de los medios sociales era bastante esperable que Google quisiera entrar en ese territorio para cumplir con su misión de organizar la información a nivel mundial. Sin embargo, por ahora parece que se trata de un primer paso donde los resultados dependen bastante de que tengas tu perfil en Google actualizado con los diferentes servicios y redes de los cuales formás parte.

Queda por esperar cuál será la próxima movida de Facebook, actualmente la red social más grande y con más cantidad de información en su poder.

Pin It on Pinterest

Share This