seguridad-en-la-nube

Usar la nube es cómodo. Los servicios como Dropbox, Goolge Drive y Microsoft OneDrive ofrecen almacenamiento para nuestros archivos y así poderlo tener siempre a mano sin depender del dispositivo que estamos usando.

Las ventajas de poder acceder a todos sus archivos de forma compartida con otros usuarios y a la vez poder visualizar e incluso editar archivos desde cualquier dispositivo son insuperables. El almacenamiento de archivos en la nube es una tendencia consolidada tanto a nivel personal como uso corporativo.

Sin embargo, hay que ser conscientes de que el contenido que se envía deja de ser totalmente privado. En otras palabras, subir información a estos servidores representa un riesgo (como lo saben bien las estrellas que han sufrido filtraciones de fotos íntimas extraídas de su nube personal).

Entonces, ¿cómo evitar el robo de información privada en la nube? Para protegerse de estos ataques, hay una serie de medidas preventivas que reducirán los riesgos. Steganos, empresa alemana de seguridad digital, proporciona algunos consejos.

Encriptación de archivos

La encriptación o cifrado hace que un archivo sea inservible para un usuario no autorizado a leerlo. Incluso si lo ha interceptado o lo ha copiado, si no cuenta con la contraseña correspondiente, no podrá visualizarlo.

Los programas de este tipo funcionan como una caja fuerte virtual. Se crea una unidad segura que solo se puede abrir con la contraseña correcta. Si es posible, se recomienda utilizar algoritmos de encriptación avanzados como AES- XEX de 384 bit.

Contraseñas

Utilizar una contraseña segura también es esencial. La contraseña debe ser compleja, con una extensión superior a 8 caracteres, además de incluir letras minúsculas, mayúsculas, números y caracteres no alfanuméricos. Otro aspecto importante es que el usuario no debe repetir la misma contraseña en diferentes servicios. Este error es muy común, dado que es más práctico recordar una o pocas contraseñas. Acá los especialistas en seguridad tienen opiniones divididas.

Algunos, aconsejan utilizar gestores de contraseñas para generar claves difíciles de vulnerar. Este tipo de gestores, como Steganos Password Manager (pago), o KeePass (libre y gratuito), permiten almacenar diferentes servicios como email, home banking o redes sociales y a cada uno asignarle una clave diferente. Para evitar miradas curiosas, el archivo suele estar protegido con una contraseña maestra. El problema es que, si alguien consigue esa clave, tendrá acceso libre a toda nuestra vida digital.

Una alternativa, es emplear cadenas texto fáciles de recordar. Por ejemplo, frases o citas que nos gustan. Eso sí, tampoco hay que repetir la misma clave en diferentes servicios.

Antivirus

Un sistema de seguridad antivirus disminuirá el riesgo de que su equipo sea infectado por un malware o troyano. Este tipo de ataque al dispositivo puede resultar en el robo de las credenciales de usuario para entrar en cuentas personales y el consecuente acceso a todo tipo de información almacenada en la nube. Obviamente, el antivirus debe estar siempre actualizado.

Comentarios

comentarios

Pin It on Pinterest

Share This